Mito 9

No sirve para dejar de fumar

Los cigarrillos electrónicos están asociados a la mejora de las tasas de abandono de tabaquismo en todo el mundo, así lo han verificado las autoridades sanitarias inglesas en sus informes sobre cigarrillos electrónicos de 2015 y 2018. También en el informe del Real Colegio de Médicos de Mayo de 2021.

 

En Francia no solo se ha verificado por la Academia Nacional de Medicina, sino que las autoridades sanitarias animan a los usuarios de cigarrillos electrónicos a dejar de fumar utilizando los cigarrillos electrónicos en una campaña pública difundida por el ministerio de sanidad francés.

 

En Nueva Zelanda, las autoridades sanitarias han lanzado también una campaña pública animando a utilizar el vapeo como herramienta para dejar de fumar, y de acuerdo con las autoridades sanitarias del país, no existe evidencia científica internacional que pueda disociar el uso del cigarrillo electrónico con la reducción del volumen de fumadores.